Ir al contenido principal

Bunker Hill Hotel




Cuando viajamos debemos buscar lugares que balanceen presupuesto, disponibilidad y seguridad. En nuestro “trip” hacia St Thomas no íbamos a rentar vehículo por lo extraño que es guiar en esta isla. También queríamos un lugar seguro para dormir y que fuera económico para que no nos rompiera la cartera. Escogimos uno en el mismo pueblo llamado Bunker Hill Hotel, a continuación, les doy más detalles de la experiencia. 


Tan pronto llegamos al aeropuerto buscamos un taxi para que nos llevara al Hotel. Llegando estábamos un poco asustados por que la calle en la que se encuentra el hotel, porque parecía una calle abandonada. No hay mucho tráfico de personas en toda la calle, pero cuando entras al lugar se va ese sentimiento. La entrada es bien pequeña, una vez pasas por recepción tienes que subir una escalera que te lleva a los cuartos. Entonces ves lo grande que es la propiedad con un estilo de estructura bien europeo. Varios bloques de casa pequeñas son las que componen los sets de cuartos. Nos gustó mucho la vista hacia las playas, lo cual le da una atmosfera bien caribeña del lugar. 

Luego de subir varias docenas de escaleras por el hotel llegamos a nuestro cuarto, es un poco cansón subir todas esas escaleras por lo cual este hotel no es recomendado para personas con problemas de salud. El cuarto estaba bastante espacio, tenía muchas gavetas un poco antiguas para guardar ropa. No tenía un closet si no unos tubos en una de las esquinas para enganchar tu ropa. El baño es algo bien raro por lo menos el de mi cuarto tenía la ducha exactamente en la esquina, no se si esto es común en la isla, pero para mí fue bien raro. 

Al otro día al caminar por la mañana teníamos como meta ir al pueblo, esa era el propósito principal de quedarnos en este hotel, por que quedaba cerca del pueblo. Para llegar al pueblo tienes que pasar por una calle solitaria media rara, pero rápido llegas al pueblo. Por las tardes también fue la misma experiencia, nunca enfrentamos peligros, eso si hay que andar con los ojos bien abiertos. Eso si por la noche es otra historia, , la calle no está iluminada y cuando fuimos al restaurante del hotel se veía gente sospechosa caminando cuando le echamos un vistazo a la calle por el balcón. 

Recomiendo este hotel para quienes estén visitando St Thomas y quieran algo económico y cerca del pueblo, mi experiencia fue una positiva.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Hacienda Muñoz

 Hay algo para todos en Hacienda Muñoz. Con el restaurante Yiya's con increíble comida puertorriqueña auténtica, con la madera de Amanda con deliciosas hamburguesas caseras y una tienda de autos genial, y Doppio Coffee bar ... ir a Hacienda Muñoz es definitivamente una experiencia para tener cuando estás en Puerto Rico. 

Pozo de Jacinto

  El pozo de Jacinto es   un gran   " agujero" en  las rocas donde ,  cuando hay grandes   olas, el   agua de mar   se dispara fuera de   las rocas.  S e pueden escuchar   los   sonidos del mar ,  ya que viene   y se va , haciendo  gemir y   resoplando   sonidos. La leyenda dice que en una ocasión había un campesino, llamado Jacinto, que tenía una vaca preferida que mantenía atada a él mientras pastaba el resto de su manada. Un día la vaca se acercó demasiado al borde de un pozo y cayó dentro del mismo, arrastrando a Jacinto consigo. Desde ese día se le conoció a ese pozo el Pozo de Jacinto. Hoy se dice que para ser afortunado debes gritar: ¡Jacinto dame la vaca!, justo en la boca del pozo y verás como el mar se enfurece levantando sus olas.

Playa Pastillo y Cueva las Golondrinas de Isabela

 En Isabela existe una playa hermosa que no muchas conocen en Puerto Rico. La playa pastillo es un lugar escondido donde encontraras la paz que buscas cuando la necesites. La playa no es muy apta para bañistas por el fuerte oleaje y las corrientes marinas pero es ideal para disfrutar de la naturaleza y sus paisajes.