Ir al contenido principal

Isla de Cabras

 


Este parque, administrado por la Compañía de Parques Nacionales de Puerto Rico, nos brinda el poder ver el Castillo San Felipe del Morro desde otro ángulo El Parque Nacional Isla de Cabra está localizado en el área oeste de la bahía de San Juan y su acceso es a través de Palo Seco en Toa Baja. Esta pequeña isla cuenta con una vista impresionante hacia El Castillo del Morro y la Bahía de San Juan. En la isla encontrarás El Cañuelo, una fortificación parecida a El Morro pero más pequeña, que protegía parte de la bahía. En la Isla se pueden realizar actividades como: correr bicicleta, caminar, pescar y disfrutar en un área de juegos para niños. Hay pequeñas casetas para celebrar actividades, que se pueden alquilar por $25. También hay merenderos para celebraciones más grandes que se alquilan por $200. El estacionamiento tiene un costo de $3 y está abierto de miércoles a domingo de 8:30 a.m. a 5:00 p.m.


. Además, cuenta con facilidades recreativas tales como; gazebos, merenderos y áreas para hacer actividades así como el leprocromio y El Cañuelo. Durante tu visita, podrás aprender mediante rotulación lo importante que fue el fortín San Juan de la Cruz comúnmente llamado “El Cañuelo” y lo interesante de su historia. Este fortín estuvo rodeado de agua y fue diseñado para sustentar guarniciones. Originalmente construido en madera a finales de 1500el fuerte de San Juan de la Cruz, más conocido hoy como El Cañueloreducida a cenizas en 1625. España lo reemplazó con un fuerte de piedra entre 1630 y 1660. El Cañuelo era la más pequeña fortaleza en el sistema de defensa del puertoFuego de cañón de la fortaleza ayudó a las fuerzas de El Morro protegen la entrada de la bahía de San Juan, proporcionando fuego cruzado.El mismo poseía seis cañones y podía acomodar hasta 200 militares aunque como mucho solo llegaron a ocuparlo máximo 12 soldados.


El trabajo de los soldados españoles consistía en defender de ataques enemigos la entrada de la bahía de San Juan y la boca del río Bayamón, creando un fuego cruzado de cañones entre el fortín y el Castillo San Felipe del Morro. Los españoles abandonaron El Cañuelo en el 1785. Posteriormente, en el 1877, se construyeron unas instalaciones denominadas Lazareto, en las cuales se alojaban a las personas que habían sido expuestas a enfermedades contagiosas así como las mercancías. Eventualmente, se trasladó la estación de cuarentenas y los edificios fueron reutilizados como leprocomio hasta el 1926. 

Llegando al lugar

Desde el área de San Juan, tome la Ruta 22 oeste para salir 7aEso le puso en la Ruta 165 norte. Siga por la Ruta 165 hasta la Ruta 870 hacia el este. Tome la ruta 870 (a través de la pequeña ciudad) hasta el final

Algunas fotos del lugar





Comentarios

Entradas populares de este blog

Hacienda Muñoz

 Hay algo para todos en Hacienda Muñoz. Con el restaurante Yiya's con increíble comida puertorriqueña auténtica, con la madera de Amanda con deliciosas hamburguesas caseras y una tienda de autos genial, y Doppio Coffee bar ... ir a Hacienda Muñoz es definitivamente una experiencia para tener cuando estás en Puerto Rico. 

Pozo de Jacinto

  El pozo de Jacinto es   un gran   " agujero" en  las rocas donde ,  cuando hay grandes   olas, el   agua de mar   se dispara fuera de   las rocas.  S e pueden escuchar   los   sonidos del mar ,  ya que viene   y se va , haciendo  gemir y   resoplando   sonidos. La leyenda dice que en una ocasión había un campesino, llamado Jacinto, que tenía una vaca preferida que mantenía atada a él mientras pastaba el resto de su manada. Un día la vaca se acercó demasiado al borde de un pozo y cayó dentro del mismo, arrastrando a Jacinto consigo. Desde ese día se le conoció a ese pozo el Pozo de Jacinto. Hoy se dice que para ser afortunado debes gritar: ¡Jacinto dame la vaca!, justo en la boca del pozo y verás como el mar se enfurece levantando sus olas.

Playa Pastillo y Cueva las Golondrinas de Isabela

 En Isabela existe una playa hermosa que no muchas conocen en Puerto Rico. La playa pastillo es un lugar escondido donde encontraras la paz que buscas cuando la necesites. La playa no es muy apta para bañistas por el fuerte oleaje y las corrientes marinas pero es ideal para disfrutar de la naturaleza y sus paisajes.